miércoles, 1 de septiembre de 2010

Soy la sombra que cubre tu cama
la triste mirada en tu espejo
la sonrisa que se pinta mientras te desmaquillas..

Las caricias en tus pechos
la mordida sobre tu garganta
el viento seco..

El remolino de tu café
soy quien cubre tus pies
soy la sombra que ocultas bajo la cama..


2 comentarios:

Al Hrrera dijo...

Yo también he querido ser el fantasma de una mujer. No es algo muy saludable, pero sí muy divertido, y muy romántico. Buen poema, caballero.

Delirios de Muñekita CaT dijo...

ola!! tu blog está excelente, me encantaría enlazarte en mis sitios webs.

Y por mi parte te pediría un enlace hacia mis web y asi beneficiar ambos blogs con mas visitas.

Espero tu Respuesta a munekitacate@gmail.com

Un saludo

Catherine Mejia